Consejos | 12 junio, 2017

7 pasos para sanar tu salud financiera

7 pasos para sanar tu salud financiera

Así como tu cuerpo necesita cuidados, tu salud financiera también requiere de ejercicios y algunas dietas. A continuación te presentamos siete pasos para sanar tus finanzas personales.

La anterior no es una simple analogía, es que en efecto hay vínculos entre tener una mala salud financiera y repercusiones para la salud, en especial la salud mental, como te mostramos en la siguiente imagen.

las deudas afectan la salud

 

  1. Presta atención de las alertas

Hay escenarios a los que debes prestar atención: endeudarse para sobrevivir a la quincena, cubrir los pagos habituales con dificultad, no disponer de ingresos para ahorrar o invertir. Este tipo de circunstancias ameritan cuidado y que hagas  ajustes en tu presupuesto..

 

  1. Conoce tus hábitos de consumo

¿Se te ha ocurrido seguirte la pista? ¿Que cómo así? Pues, hacer seguimiento de lo que gastas a diario en productos y servicios. Toma nota en una libreta o tu celular de estos desembolsos, así podrás tener, a la vuelta de un mes, una aproximación más detallada de tus gastos.

 

  1. Limita tu nivel de endeudamiento

El tope de los ingresos que se puede destinar al pago de deuda es el 30%, más de eso compromete tu salud financiera. Si ese es tu caso, el paso siguiente es determinar cuál de tus deudas debe ser saldada de manera prioritaria y ponerte un plazo para hacerlo. Con nuestra calculadora puedes saber cuánto de tus ingresos debes destinar para cumplir esa meta.

 

  1. Evita recurrir a prestamistas

Esta es una práctica muy usual en República Dominicana. De hecho, el 13.5% de la población nacional por encima de 15 años recibe créditos de prestamistas informales, el porcentaje más alto en América Latina y el tercero más alto a nivel mundial, según indica la Primera Encuesta de Cultura Económica y Financiera, realizada por el Banco Central de República Dominicana. Contraer deudas por esta vía hace que se paguen más intereses que en un préstamo formal, y lo peor es que no se puede recurrir a un organismo oficial para hacer un reclamo.

 

  1. Establece prioridades

Al examinar todos tus gastos debes determinar cuáles son prioritarios, de cuáles puedes prescindir y cuáles puedes reducir o sustituir. En este último rubro puedes, por ejemplo, restar canales a tu plan de televisión por cable, reducir el consumo eléctrico, o buscar formas de divertirte que sean menos onerosas o que afecten tu salud financiera.

 

  1. Fija una cuota de ahorro

No hay mejor forma de mejorar la economía propia que a través del ahorro y la inversión. Toda austeridad en las finanzas personales y familiares persigue un objetivo. Establece tus metas financieras y ahorra en función de la obtención de esa meta.

 

  1. Procura conseguir más ingresos

Sí, ya sabemos, es muy sencillo decirlo, pero no hacerlo. La verdad, no obstante, es que solo haciendo esfuerzos puedes asegurarte un mejor futuro. Identifica tus talentos y contacta a través de tus redes a quiénes puedes ofrecer tus servicios o productos. Quién quita que eso que empieza como la búsqueda de unos chelitos de más termine como un emprendimiento más robusto.

5 acciones para sanear tu historial crediticio

5 acciones para sanear tu historial crediticio

A veces cometemos errores, pero nunca es tarde para corregir el rumbo. Esta máxima aplica para las ...

Ver Más